Características fundamentales de los estrategas

Todos los conocimientos y habilidades de los estrategas se deben orientar a como “detectar” qué es lo que exactamente genera “valor” para los clientes, externos e internos, y en que medida es manejado el entorno, estar pendiente del ambiente interno de la organización, todo esto hará que la empresa cumpla con su misión de alcanzar los objetivos de los accionistas.

  • Los clientes internos son: Los accionistas de la empresa y los empleados.
  • Los clientes externos son: Los compradores, proveedores, consumidores, la sociedad en su conjunto.

Los buenos estrategas no confunden estrategia con ventajas. Para identificar las fortalezas, es fundamental conocer la opinión de sus clientes, competidores y de sus proveedores. Recordemos que la verdadera fortaleza de una organización se encuentra en el “ADN de sus procesos” y no en la capacidad de predecir el futuro. No serviría de nada un estratega que prevé el futuro, pero no es capaz de hacer que la empresa reaccione de manera positiva y favorable, frente a los cambios y variaciones que pueda tener en sus procesos.

Sus planteamientos están basados en preguntas “correctas” antes de brindar las respuestas acertadas. Si la respuesta es la acertada pero la pregunta no se identifica claramente con el problema, entonces, ¿de que sirvió la respuesta? Esta es una habilidad más que poseen los estrategas.

Un buen estratega debe entender la relación entre el entorno  y la estructura organizacional, es decir entre las variables del entorno que podrían afectar a la organización y los recursos, capacidades y aptitudes centrales de la empresa, es otra de las habilidades requeridas.

Una tarea muy importante del estratega es definir claramente en qué negocio está la compañía y en qué procesos o tareas deben subcontratarse.

El estratega debe de trabajar simultáneamente el entorno externo y la organización interna. No puede existir un divorcio entre ambos. Por ello, se tiene que tener la capacidad para de saber interpretar las variables del ambiente externo, esto es fundamental, pero si no se tiene la habilidad para conocer y analizar internamente a la organización, difícilmente se podrían hacer recomendaciones estratégicas válidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *